Mansión Abandonada

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Tara Mayfair el Lun Ago 03, 2009 6:07 pm

En esos momentos era al completo suya y su mente y su cuerpo solo respondían ante sus palabras, demostrando una sensibilidad pura y sutil como la de una rosa ante las heladas del invierno. Su piel se eriza y arquea levemente la espalda.

Es facil ver la excitación que siente y también lo confiada que se encuentra, sobre todo por el como sus musculos se encuentran relajados.

-Soy tuya.-Es lo unico que consigue murmurar entre gemidos de excitación.

Ella conoce ese mundo, conoce sus reglas y aun así ha aceptado aquella cadena pese a apenas conocerlo, aunque con lo poco que le conocía le bastaba, habia demostrado mas lealtad y bondad que la mayoria de personas que conocía.

Por eso estaba allí, abandonandose en sus manos del modo en que lo estaba haciendo.
avatar
Tara Mayfair
Estudiante del St. Mary
Estudiante del St. Mary

Cantidad de envíos : 222
Fecha de inscripción : 09/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Edward Carnby el Lun Ago 03, 2009 6:09 pm

De cuando en cuando cambia la postura, ladeando el cuello al otro lado o cambiando el peso de su cuerpo de un pie a otro, evitando hacer ruido y al mismo tiempo que se le duerma algo. Hasta que finalmente ella prece ir despertando y no pierde detalle de como se despereza, una imagen demasiado extraña y surrealista simplemente por la forma en que lo hace o en cómo lo mira, sonríe y habla.

Mantiene la sonrisa,a medias divertida a medias sincera, girando su cuerpo en un movimiento rápido y quedando también boca arriba, a su lado:

- Creo que esa esclavitud es la única que merece la pena, el resto...- Deja clara su opinión y su ansia de libertad, de no sentirse atado ni manipulado bajo ningún concepto-¿ Con qué soñabas?- Pregunta con curiosidad, ladeando la cabeza unos centímetros para penetrarla con esos ojos azules e intensos.
avatar
Edward Carnby
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 512
Fecha de inscripción : 17/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Dafnée Moreau el Lun Ago 03, 2009 6:22 pm

Le observa cuando se tumba a su lado, sin borrar la sonrisa. Simplemente, la acentúa.

- Hay muchos tipos de esclavitud en este mundo... y gran parte son autoimpuestas - murmura, aún sin alzar el tono de voz ni moverse. Le gusta estar ahí, abrazada por la naturaleza olvidada, aparentemente marchita pero... viva. Su mirada se profundiza cuando le pregunta por su sueño y súbitamente borra la sonrisa, para mirar al cielo; incrementa aquel eterno halo melancólico, irreal, que siempre va con ella - Con... una muñeca - susurra, dulcificando una voz que suena algo extraña, quizá ligeramente ahogada. Pero es un cambio apenas perceptible - Una muñeca desvencijada que, a medida que avanza, pierde pedazos de porcelana. Busca a su dueño, el único que podría repararla porque él la ha creado... Lo busca a través de corredores sombríos a la lumbre de lámparas polvorientas. Y cuando comprende que jamás volverá a verle... - hace una pausa, sumida realmente en aquel cuento, empatizando con esa extraña muñeca. Entorna los ojos, algo vidriosos, y se acaricia la mejilla con las yemas de los dedos - ...llora - se queda en silencio un instante, como si acabase de crear algún tipo de rincón mágico. Entonces, con rapidez desconcertante, vuelve a mirar a Edward y su sonrisa pasa a ser traviesa, ligeramente irónica, la expresión de la gata vagabunda - Pero la muñeca acaba por reunirse con él... el cuento tiene un final feliz - se da la vuelta con gracia, arqueando la espalda y cruzando los brazos sobre el cesped, para ladear la cabeza y alzar una ceja - No voy a aburrirte con sueños ilusos, caballero. Más bien me pregunto... ¿qué te trae por aquí?
avatar
Dafnée Moreau
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 18/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Edward Carnby el Lun Ago 03, 2009 6:31 pm

Borra su sonrisa de forma gradual, sin moverse, en lo que ella va hablando, dejando uvisible unas facciones que pocas veces manifiesta. Sigue siendo expresivo, pero ha borrado la sonrisa y ahora sólo se muestra una actitud reflexiva en un intento, seguramente vano, de hallar la verdad o la moraleja de todo lo que le va diciendo... En un principio tiene la sensación de que habla de ella misma y frunce el ceño, a punto de brir la boca. Pero se da cuenta de que metería la pata, por lo que se calla y deja que acabe. No entiende muy bien a qué se refiere con lo del final feliz, y se queda pensando a su pregunta durante largos segundos:

- Pues... Creía que divertirme un poco... Pero,¿ qué diverisón voy a hallar en una mansión abandonada y alejada de la mano de Dios, sólo?. Creo que... Tranquilidad, o algo asi, no sé...- No suele ser indeciso, pero a la hora de hablar de sí mismo le cuesta, cosa que no le gusta- Al menos el cuento tiene un final feliz, no todos lo tienen, Daf...- Susurra, revolviéndose el pelo en un acto reflejo. La duda le corroe y le puede a la intimidad o al saber que no le importa- Tal vez sea mi imaginación... Pero parecía que hablabas de ti misma- No dice nada más, pero de momento cree que es suficiente.
avatar
Edward Carnby
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 512
Fecha de inscripción : 17/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Dafnée Moreau el Lun Ago 03, 2009 6:47 pm

Cruza los tobillos y balancea las piernas, ladeando más la cabeza hasta semienterrarla en los hombros; sus ojos se entrecierran y su medio sonrisa se acentúa, divertida y ciertamente cariñosa; todo en ella lo es: demasiado humano, cercano... y al mismo tiempo inalcanzable y onírico. Suelta una dulce risa y extiende la mano cuando él se revuelve el pelo, apartándole una brizna de hierba que se le había enganchado en una caricia más suave y fugaz.

- A veces, los caballeros renegados también necesitan encontrarse a sí mismos... a solas - susurra, y se encoge de hombros con cierto aire travieso - Quizá mi presencia sea un estorbo - escucha entonces su pregunta. Una pregunta que no genera cambios en ella, a simple vista: sigue balanceando las piernas, sigue calma y contemplativa, con un rostro inalterable y enigmático y unos ojos que no parpadean. Y sin embargo, hay de repente algo inquietante... sus ojos pardos parecen la entrada a un laberinto de cuevas; recovecos, huecos en sombras, cavernas subterraneas e inexploradas, todas conformando un alma de la cual solo muestra una porción minúscula - De mí... - murmura, acentuando repentinamente la sonrisa; ahora no solo es misteriosa, sino un tanto oscura, desconcertante con aquel brillo de melancolía y luz innato en ella - ...de ti... de todos... hay muchas muñecas sin dueño en este mundo, todas gritando en su martirio... - entrelaza los dedos sobre el suelo e inclina la cabeza para apoyarla en ellas, acomodándose y suspirando - Y me entristecen... la soledad es un terrible compañero de viaje. Tú debes saberlo, caballero...
avatar
Dafnée Moreau
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 18/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Edward Carnby el Lun Ago 03, 2009 6:55 pm

Se deja quitar la brizna de hierba, esbozando un amago de sonrisa que no llega a tal ya que sigue muy sumido en sus cavilacones, tal vez no tan profundas y tan complejas cmo las de ella, pero siguen siendo cavilaciones y para él eso es suficiente. Niega con la cabeza ante su sugerencia, estirando una mano y pinchando con sus dedos uno de los costados de ella, aunque sin demasiada fuerza:

- Si fuese un estorbo no me habría acercado,¿ no crees?- Pregunta, aunque podría afirma,r ya que el significado de la frase es una afirmación... Y vuelve a guardar silencio, no hay cambios, pero sus ojos adquierne una profundidad que le llama y le asusta al mismo tiempo, dándose cuenta ahora mismo de que no conoce absolutamente nada de ella...

Y quiere conocer, o al menos intentarlo. Guarda silencio hasta que acaba, respirando tranquilamente y voltenaod su cuerpo de forma que queda de lado, con el codo apoyado en la hierba y su cara en la palma de la mano, una postura para él cómoda:

-Muchas muñecas rotas, ¿no?- Está desviando el tema que si bien no le pica, le cuesta, y es el de esa última afirmación que le ha lanzado, demasiado directa y que ha dado en el blanco- Lo peor no es estar solo, Daf, lo peor es...- Aparta la mirada, se está sincerando y puede que cometa un error, pero tya es tarde para rectificar, tampoco quiere- Buscas rellenarla como puedes, con amigos, chicas, cualquier cosa... Y en el fondo sabes que sigues tan sólo como aquel primer día en que te abandonan.- Susurra en voz baja, guardando un profundo silencio después.
avatar
Edward Carnby
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 512
Fecha de inscripción : 17/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Dafnée Moreau el Lun Ago 03, 2009 7:16 pm

No le incomoda el contacto de Edward en su costado, sino que acentúa la sonrisa de forma muy débil, de nuevo indescifrable. Parece meditar su pregunta, aunque haya sido lanzada al aire, y entorna los ojos como adormilada; no está adormilada, sino simplemente con un pie en el mundo de los sueños y otro en la realidad, por mera necesidad. Aunque allí, y ahora, no necesita aterrizar en tierra firma... ni desea hacerlo.

- Rotas... y abandonadas - responde, la entonación de su voz como el viento entre las hojas de un bosque. Y es entonces, cuando él se sincera, que muestra ese don innato que genera confusión en la gente, la naturaleza dual de criatura mágica y ser humano: sus ojos muestran bajo el velo de misterio tristeza e incluso cariño, como si los sentimientos de Edward la afectasen igual que si fueran suyos propios - La soledad se convierte en tu amo... y destruye todo aquello que te era querido.

Hace allí una pausa y, entonces, repta suavemente sobre la hierba para acercarse a él y tumbarse a su lado, incorporada a medias al apoyarse en el codo. No le importa pegar su cuerpo al suyo proporcionándole el calor de su templada temperatura corporal; o ladear la cabeza para fijar los ojos en los suyos, más cerca, acariciándole con algunos bucles rojizos. Tampoco le importa sonreír de forma mistérica y tierna, acariciándole la mejilla con la mano. En realidad, de forma sutil ha quebrado la porción de una barrera, y lo ha hecho de forma tan reconfortante que no se nota o, en tal caso, tampoco importa. Aquel minúsculo espacio florido se convierte en un pequeño submundo regentado por el hada, y él es su invitado.

- Pero siempre existirá el consuelo... - susurra - ...de abrazarte a aquellos que también padecen la esclavitud. Quizá, así, podamos olvidarla - acentúa la sonrisa sesgada - al menos, durante un tiempo...
avatar
Dafnée Moreau
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 18/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Gabriel "Leir" Dawson el Lun Ago 03, 2009 7:33 pm

Tara Mayfair escribió:En esos momentos era al completo suya y su mente y su cuerpo solo respondían ante sus palabras, demostrando una sensibilidad pura y sutil como la de una rosa ante las heladas del invierno. Su piel se eriza y arquea levemente la espalda.

Es facil ver la excitación que siente y también lo confiada que se encuentra, sobre todo por el como sus musculos se encuentran relajados.

-Soy tuya.-Es lo unico que consigue murmurar entre gemidos de excitación.

Ella conoce ese mundo, conoce sus reglas y aun así ha aceptado aquella cadena pese a apenas conocerlo, aunque con lo poco que le conocía le bastaba, habia demostrado mas lealtad y bondad que la mayoria de personas que conocía.

Por eso estaba allí, abandonandose en sus manos del modo en que lo estaba haciendo.

Spoiler:
- Espero que seas fiel a tus juramentos... pequeña hada - Leirbag volvió a devorar sus labios, degustando su sangre, mientras retiraba completamente el dosel de su cuerpo, y dejaba que las llamas dibujaran sombras y luces en su piel. Casi parecía que sus dedos danzaran al son del fuego de la chimenea, al compás de sus movimientos.

El joven bebió de los gemidos excitados de Tara, y comenzó a descender sus labios por su estómago, mientras sus expertos dedos parecían ir despertando con demasiada precisión y aun ritmo desesperadamente lento y tierno cada receptor sensitivo de la chica, alterando cada nervio con leves descargas placenteras.

Sus labios llegaron al final de su vientre, y comenzaron a descender lentamente, al tiempo que él se colocaba entre sus piernas, apoyando los muslos de ella en sus hombros, con los ojos abiertos, jugando con su placer sin dejar de mirarla a los ojos intensamente, sin pestañear, observándola retorcerse en el gusto de cada movimiento de sus labios y su lengua.
avatar
Gabriel "Leir" Dawson
Residente del Red & Black District
Residente del Red & Black District

Cantidad de envíos : 188
Fecha de inscripción : 22/07/2009
Edad : 30
Localización : ....... ¡boo!

Ver perfil de usuario http://prisongeneration.foroactivo.com

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Edward Carnby el Lun Ago 03, 2009 8:28 pm

El hecho de verse como una mísera muñeca a la espera de alguien que rellene ese vacío es algo que aún es demasiado temprano como para aceptarlo, pero no puede negar lo evidente, y es que se acababa de sincerar, le acababa de decir en pocas palabras que no era la única que andaba sola por este mundo, una soledad que él mismo podía aliviar, no era la que realmente hacía falta pero como sustitutivo era buena, lo suficiente como para no hundirse y continuar con su particular tarea...

No pierde detalle de cada uno de los movimientos de ella, esbozando una media sonrisa cuando se acerca del todo, mirándola fijamente sin pestañear y sin molestarle las suaves cosquillas que el pelo de ella realiza sobre su brazo. Ante susúltimas palabras suspira, dejando de apoyarse en el codo y acercandose un poco más:

- No tiene nada que destruir cuando ya llega a un paraje desolado, Daf... Pero veamos si funciona...- Y sin más pasa un brazo por la cintura de ella y el otro por los hombros, sumiéndola en un abrazo que tiene la sensación de que les viene bien a ambos, acariciando su espalda de forma suave con las yemas de los dedos.
avatar
Edward Carnby
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 512
Fecha de inscripción : 17/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Dafnée Moreau el Lun Ago 03, 2009 9:01 pm

Y aunque no rechaza el abrazo, aunque acentúa la sonrisa con cariño y se acurruca junto a él, siempre existirá la vaga sensación de que su corazón permanece encerrado en una jaula sin llave, intocable y solo para ella; la forma, el color y la sensibilidad de dicho corazón solo puede intuírse.

No parpadea, ni aparta la mirada ni una sola vez, mientras su pulgar acaricia su mejilla y su barbilla. Su cuerpo es cálido y también parece extrañamente frágil, tal vez por sus gestos, su voz o su mirada. Es demasiado... bella, en todos los sentidos, como para pertenecer a un mundo tan hostil. Y a través de esas pupilas pardas todo también pasa por un filtro y se refleja hermoso en sus ojos, como el rostro de Edward.


- ¿Funciona...? - pregunta tras un largo silencio, en un susurro teñido de curiosidad; parece una niña haciendo un experimento y aguardando expectante el resultado. La sonrisa se acentúa en sus labios rojos - La primera vez que te vi, caballero, supe ver que tu armadura estaba oxidada. Has librado muchas batallas solo... - hablar con la metáfora de cuento de hadas para ella es, sencillamente, necesario - Y a pesar de todo, me encontraste y me ofreciste un hogar... - cada vez parece más misteriosa, un enigma en sí mismo. Acaricia ahora sus labios con el pulgar y, con lentitud, se inclina sobre él y besa sus labios de forma suave y fugaz, como dándole a probar su sabor un efímero instante. Luego se apara unos centímetros y le da un toquecito en la barbilla con el índice - Esto... es un regalo de agradecimiento.
avatar
Dafnée Moreau
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 18/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Edward Carnby el Lun Ago 03, 2009 9:12 pm

Se deja acariciar por los dedos de ella sin tapujo o impeidmento alguno, sin dejar de mirarla fijamente y sorprendiéndose de la profundidad de los ojos de ella, con su mirada, una mirada que con otra persona ya hubiese conseguido desvelar prácticamente todo,y con ella ni siquiera un pequeño ápice... No puede evitar querer conocer más. La va escuchando, mascullando un "hum" divertido y confortable ante su primera pregunta:

- No se está mal, no...- Susurra, acariciando su espalda en lo que ella recorre su cara, escuchando atentamente y frunciendo el ceño. Ha visto más allá de lo que se atrevería a decir nadie, ha visto... Va a abrir la boca simplemente para afirmárselo, aunque cree que no hace falta, cuando se encuentra con los labios de ella, y responde al beso de forma lenta y tranquila, separándose a la par que ella y manteniendo la sonrisa y la mirada fijas:

- Sabes... No me gusta compararme, pero soy como ese... Robin Hood- Susurra, acariciando ahora él la mejilla de ella hasta la barbilla, bajando por su cuello hasta su nacimiento y volviendo a ascender- Robo a los ricos para dárselo a los pobres... La única diferencia es que no lo hago por gentilidad, o caballerosidad o lo que sea, si no que lo hago por necesidad. Muchos de los míos han estado igual que yo, solos o abandonados... SI no nos apoyamos entre nosotros, los peces de arriba nos devorarán- Y en forma de carantoña divertida se inclina y le mordisquea el cuello como si de un pez se tratase- Hay que proteger lo que es nuestro, ya que nadie más lo protegerá... Lo que para ti o para mí es algo, para los de arriba es mierda, y no dudarán en destruirlo... Aunque..- SU sonrisa se torna más divertida y picarona- Creo que no me ha dado tiempo a captar las gracias- Y sin más, tras ese susurro, acorta las distancias e inicia él el beso.
avatar
Edward Carnby
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 512
Fecha de inscripción : 17/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Tara Mayfair el Lun Ago 03, 2009 9:18 pm

Spoiler:
Cada caricia hacia arder su cuerpo como si se tratasen de lenguas de fuego. Y segun sus besos van descendiendo por su cuerpo su espalda se arquea y los primeros gemidos escapan de su garganta...

Cuando descienden mas allá sus manos se aferran a las viejas y raidas sabanas intentando aferrarse a algo mientras sus gemidos aumentan de intensidad, se muerde el labio hasta hacerse sangre para no gritar, pero al final lo acaba haciendo.

Y es que ya no es solo es la intensidad y la forma de acariciarla, es la sensación de ser suya, de pertenecer a algo, de pertenecerle a el.

Pierde la cuenta de las veces que llega al climax, lo unico que ha es dejarse llevar por el instinto cuando le da un respiro se zafa de su presa y se arrodilla sobre la cama, situandose casi a cuatro patas. Deja a un lado las palabras para emitir un travieso maullido y acercarse gateando hasta el. Araña suavemente su pecho pera ir descenciendo y empujandole levemente sobre la cama.

Sus labios avidos atrapan el nuecleo de vida de leir mientras acompaña la caricia con un suave masaje de sus manos, en esos momentos lo unico que pasa por su mente es darle placer a él, a su señor...
avatar
Tara Mayfair
Estudiante del St. Mary
Estudiante del St. Mary

Cantidad de envíos : 222
Fecha de inscripción : 09/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Dafnée Moreau el Lun Ago 03, 2009 9:59 pm

Se recuesta de forma grácil y felina contra la hierba, estirándo los brazos sobre su cabeza y dejando más a la vista su níveo torso aderezado con aquel tatuaje en torno a su ombligo, tan misterioso como ella misma: ala de ángel, ala de demonio. Con el cabello rojo desperdigado entre la hierba parece una especie de visión ígnea, que desaparecerá de un momento a otro en un fogonazo fugaz.

Deja que la acaricie de aquella forma sutil, como si dejase al tímido explorador adentrarse lentamente en el terreno nevado de su piel, sus formas y su contacto. No le interrumpe, sino que interpreta bien su papel de oyente, justo el que mejor se le da; podría pasarse horas, y horas, y horas sin hablar, simplemente sirviendo de hada de compañía y, tal vez, de los deseos...


- No deseas estar solo... y por ello, no quieres que otros corran la misma suerte - sonríe, y pese a mantener el velo de misterio es una sonrisa tierna. Pasa los dedos por su cabello negro, en una caricia cálida y estremecedora - El mayor héroe es aquel... que hace lo que debe hacer. Por otros... - permanece en silencio hasta que él se inclina para besarla, y sin rozarle o abrazarle abre los labios para dejarle profundizar la caricia y hacer ella lo propio. Una vez se separa se incorpora a medias, apoya las manos a ambos lados de la cabeza de Edward y se recuesta a medias sobre su pecho, acortando cada vez más las distancias. Deja que el cabello incandescente caiga sobre él como una especie de manto, cogiendo la mano de él y guiándola sobre su torso y blanco cuello, deteniéndose instantes antes de descender por su pecho. Se inclina para pasar sus labios por su cuello hasta la barbilla, de forma lenta y acariciante, para después alejarse - Si al caballero le ha complacido el regalo, puedo hacerle otro...

Su sonrisa se vuelve misteriosa, casi juguetona. Para ella es algo natural, siempre con la conexión de la complicidad y, quizá, la intervención de alguna clase de magia. Con él ahora siente ambas cosas.
avatar
Dafnée Moreau
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 18/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Gabriel "Leir" Dawson el Lun Ago 03, 2009 10:03 pm

Spoiler:
Cada caricia hacia arder su cuerpo como si se tratasen de lenguas de fuego. Y segun sus besos van descendiendo por su cuerpo su espalda se arquea y los primeros gemidos escapan de su garganta...

Cuando descienden mas allá sus manos se aferran a las viejas y raidas sabanas intentando aferrarse a algo mientras sus gemidos aumentan de intensidad, se muerde el labio hasta hacerse sangre para no gritar, pero al final lo acaba haciendo.

Y es que ya no es solo es la intensidad y la forma de acariciarla, es la sensación de ser suya, de pertenecer a algo, de pertenecerle a el.

Pierde la cuenta de las veces que llega al climax, lo unico que ha es dejarse llevar por el instinto cuando le da un respiro se zafa de su presa y se arrodilla sobre la cama, situandose casi a cuatro patas. Deja a un lado las palabras para emitir un travieso maullido y acercarse gateando hasta el. Araña suavemente su pecho pera ir descenciendo y empujandole levemente sobre la cama.

Sus labios avidos atrapan el nuecleo de vida de leir mientras acompaña la caricia con un suave masaje de sus manos, en esos momentos lo unico que pasa por su mente es darle placer a él, a su señor...

Spoiler:
Leirbag prosiguió con sus sutiles caricias, en ningún momento violentas o dolorosas, sólo destinadas al palcer de ella, a oírla gemir, hiperventilar, a hacer arder su cuerpo como un Iniferno en llamas, deseoso de más y más.

Sus dedos acompañaban a su lengua y sus labios, poseyéndola, una de sus manos le sujetaba las muñecas mientras le acariciaba los pechos... No necesitaba decir nada para darle a entender a través de sus movimientos que ella era suya, que le pertenecía, y que su placer y su dolor, como Amo, estaban en sus manso.

Cuando ella maulló, él sonrió, pícaro, y enarcó una ceja, moviéndose también a cuatro patas sobre la cama. Un baile de dos felinos...

- Enseñáme a qué sabes jugar... gatita...

En ese momento ella le arañó levente, haciendo que el joven suspirara sonoramente, y se dejó tumbar en la cama. Jadeó levemente al sentir los labios de Tara en su zona, junto a sus manso, masajeándole, dándole placer. Leirbag se mordió el labio inferior, con los ojos verdeazules perdidos en el techo desconchado.
Leirbag sentía placer, como cualquier otro hombre, ante los movimientos de Tara, sin duda. Pero lo que a él le motivaba de verdad era tener el poder, ser Amo en su totalidad, y enseñar a sus sumisos a tratarlo como tal, por muy claro que tuvieran los conceptos, como era el caso de Tara.

Leirbag, con un leve gruñido placentero, cogió a Tara por el rostro con una mano, sin violencia, y le agarró las muñecas con la mano sobrante, enderezándose.

Con un rápido movimiento, rasgó un trozo de tela del dosel con ayuda de los dientes, y le ató las manos a Tara, firmemente, pero sin que se sintiera demasiado incómoda.

- ¿Sabes? Normalmente... me gusta oír gemir a mis sumisos y oírles pedir más casi desesperados, pero... - rasgó otro trozo de tela y amoradzó a la joven, haciéndole morder el dosel negro -... creo que... esta vez contigo... haré una excepción... - la colocó a cuatro patas sobre la cama, y se situó justo detrás de ella, deslizando las manos por sus pechos, su cuerpo, entre sus muslos.

Lentamente, sin dejar de jugar con su placer, Leirbag la poseyó, sin dejar de acariciar con sus dedos su zona más íntima.

- Si haces ruido... te castigaré, hadita traviesa.
avatar
Gabriel "Leir" Dawson
Residente del Red & Black District
Residente del Red & Black District

Cantidad de envíos : 188
Fecha de inscripción : 22/07/2009
Edad : 30
Localización : ....... ¡boo!

Ver perfil de usuario http://prisongeneration.foroactivo.com

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Edward Carnby el Lun Ago 03, 2009 10:15 pm

Profundiza el beso, necesitándolo y de la misma forma que ella, con un tinte suave y lento que posee por naturaleza pero que sabe disimular de vez en cuando. Se deja apartar y que ella se incline sobre él, guiando su mano por el cuerpo de ella y provocando que esboce una media sonrisa divertida, comenzando a mover su mano por movimiento propio y no unicamente guiado desde su cuello hasta su vientre, dónde llega a tocar parte del tatuaje que deja entrever la camiseta. Ante su última mención la toma de la cintura, alzándola sobre él y besando de nuevo sus labios con algo más de intensidad pero no demasiada, pegando de nuevo ambas frentes y chocanzo el azul contra el pardo en una batalla que ambos ganan:

- No soy un héroe... Sólo un simple chico de barrio- Susurra con cierta diversión e ironía- No tienes por qué regalarme nada, pero si es como el otro, sabes que no lo rechazaré...- Susurra de nuevo, sin haber apartado la mirada ni un segundo en lo que sus manos se cuelan por debajo del top y acarician su vientre directament,e con manos cálidas y hábiles.
avatar
Edward Carnby
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 512
Fecha de inscripción : 17/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Dafnée Moreau el Lun Ago 03, 2009 11:13 pm

Deja que la ponga sobre él y le devuelve el nuevo beso, sin prisa. Luego se endereza lentamente, ladeando la cabeza para observarle desde arriba; parece una complaciente cortesana, una dama etérea e intocable, quizá el hada que con el simple relucir de su encanto es capaz de atrapar al incauto... todo a la vez. En esencia, es imposible desentrañarla. Entorna los ojos y acentúa la sonrisa, ladeando la cabeza con el vaivén de su asalvajado pelo rojo.

- Los héroes jamás admiten que lo son... o no son conscientes de cuándo llegará su momento - mientras él acaricia su vientre, terso, aterciopelado y libre de cualquier cicatriz visible, ella deposita las yemas de los dedos en su frente y empieza a descender, acariciando y delineando sus facciones, prosiguiendo por su cuello y deteniendo ambas manos en su pecho - Y... - arquea la espalda para apoyar su pecho en su vientre, reptando por él y deslizando su tacto bajo la camiseta, en una caricia suave, agradable y estimulante. Se queda con los labios a unos centímetros de los suyos, derramando la calidez de su aliento sobre ellos y un tenue aroma a fresas - Mis regalos son de oro y platino, caballero... no se los ofrezco a cualquiera - desliza sus labios por su piel hasta su oído, susurrando: - Tenedlo en cuenta...

Mordisquea de forma suave el lóbulo de su oreja, jugando con aquella mezcla de sutileza, dulce y traviesa al mismo tiempo, y usando el tacto y los sentidos como una especie de hechizo fácil de encantar, aunque no le encanta solo a él, sino a ella misma. Sus manos ascienden por su pecho mientras sus mordiscos bajan, esporádicos, por su cuello. No va a más; es como si esperase que él también respondiera al juego, enlazando con un nudo más fuerte la complicidad creada.
avatar
Dafnée Moreau
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 18/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Tara Mayfair el Lun Ago 03, 2009 11:14 pm

Spoiler:
Le gusta el cambio de tornas, porque sobre todo quiere ser suya, pertenecerle y demostrarle que por algo es suya, que merece el ser suya, quiere por encima de todo complacerle, por lo que acepta gustosa las ataduras y el improvisado bozal, en su mirada solo se ve deseo y confianza.

Sus acometidas llegan, como un rio intentando desbordar el dique que contiene sus gemidos, se concentra en contenerlos en no dejarse llevar por aquella deliciosa y a la vez insoportable sensación. Intenta contener el placer que sus caricias provocan, intentar acallar los gemidos que intentan colarse a traves de la mordaza.

Es como si intentara contener el rio que la empuja inevitablemente hacia el climax, como si esperase a que el le condeciera el don de abandonarse a sus pasiones pero no lo consigue, no consigue aguantar y llega al climax emitiendo algo mas que un gemido.

El rojo ocupa sus mejillas y algo en ella se siente mal por no haber podido cumplir sus deseos, en esos momentos su mente es la que esta entregada a él y solo piensa en complacerle.
avatar
Tara Mayfair
Estudiante del St. Mary
Estudiante del St. Mary

Cantidad de envíos : 222
Fecha de inscripción : 09/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Gabriel "Leir" Dawson el Mar Ago 04, 2009 2:50 am

Spoiler:
Leirbag la cogió por las caderas, embistiéndola con decisión aumentando poco a poco el ritmo, dsifrutando de aquella pequeña tortura, en la que Tara se sonrojaba incapaz de contener sus gemidos que se ahogaban en su garganta y por la mordaza. El chico disfrutaba de aquello como de una ambrosía divina, era una crueldad inocente en un juego en el que, sobre todo, buscaba el placer de Tara, jugar con ella, rendirla a sus pies.
Sencillamente, someterla.

Cuando la joven llegó al clímax, gimiendo, Leirbag se tumbó cobre ella con una embestida violenta y seca, quizá algo dolorosa, quedándose dentro de ella, inmóvil en lo más profundo de su ser, con tanta fuerza que hizo que a la joven se le doblaran los codos y tuviera que pegar su rostro contra el colchón.

- Shhh... - Leirbag le susurró al oído, sintiendo su cuerpo temblar bajo su peso, abrazándola por la espalda, sin moverse, dentro de ella - ... no queremos despetar a los duendes ni a los fantasmas, ¿verdad? No puedes hacer ruido... o me quedaré así, atrapándote entre mis brazos, dentro de ti... hasta que... el Iniferno se congele.
avatar
Gabriel "Leir" Dawson
Residente del Red & Black District
Residente del Red & Black District

Cantidad de envíos : 188
Fecha de inscripción : 22/07/2009
Edad : 30
Localización : ....... ¡boo!

Ver perfil de usuario http://prisongeneration.foroactivo.com

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Tara Mayfair el Mar Ago 04, 2009 3:29 am

Spoiler:
En esos momentos su alma tiene un nuico dueño y se ve completamete entregada a sus caricias, a el y aunque prometión no gemir es lo unico que pude hacer, estallando de nuevo practicamente a su vez, completamente eclibsada por la sensación no ve venir su siguiente moimiento.

Acaba empotrada contra el colchon de una forma un tanto incomoda al principio pero agradable al final, y es que pese al dolor inicial la situación, las sensaciones, su voz... se convierten en una invitación muy seria para querer quedarse allí, atrapada en sus brazos hasta que el invierno se helase.

Vuelve la mirada hacía él, una mirada casi indefinible pero cargada de emocion y entonnces deja escapar un debil gemido, intencionado, una forma de decir que no le importaria quedarse allí con hasta el momento en que las llamas del infierno pasaran a ser cubitos de hielo.
avatar
Tara Mayfair
Estudiante del St. Mary
Estudiante del St. Mary

Cantidad de envíos : 222
Fecha de inscripción : 09/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Gabriel "Leir" Dawson el Mar Ago 04, 2009 2:04 pm

Spoiler:
Por cada vez que Tara gemía sin poder evitarlo, ahogados sus suspiros por la mordaza, Leirbag la arremetía con fuerza, poseyéndola hasta lo más hondo, haciédola suya con cirta violencia. Un castigo dolorso y placentero por igual, casi desbordante.

No tardó en darse cuenta de que Tara gemía a drede, que era su forma de pedirle más, y aquello a Leirbag le hizo arder soberanamente. Echado sobre ella, le apartó el negro pelo del oído, y le habló con su voz oscura y susurrante.

- Hmm... Creo que una mordaza de este estilo... - dijo desatándosela y liberando su boca - ... no va a ser suficiente. Probaré... otra cosa... y tú no me dirás que no, ¿verdad? No... un buen esclavo siempre quiere... contentar a su amo... concédeme el deseo, hadita lujuriosa, déjame ver... lo que sabes hacer... y quizá... te recompense...

Se colocó él tumbdo bocarriba, cogiendo a Tara por la cintura, poniéndola sobre su cuerpo, aún con las manos atadas. La cogió por el pelo, con firmeza pero siempre teniendo en cuenta ue no quería incomodarla o hacerle daño, y comenzó a guiarla desde su pecho hacia abajo, cada vez más y más abajo...
avatar
Gabriel "Leir" Dawson
Residente del Red & Black District
Residente del Red & Black District

Cantidad de envíos : 188
Fecha de inscripción : 22/07/2009
Edad : 30
Localización : ....... ¡boo!

Ver perfil de usuario http://prisongeneration.foroactivo.com

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Edward Carnby el Mar Ago 04, 2009 5:09 pm

Dafnée Moreau escribió:Deja que la ponga sobre él y le devuelve el nuevo beso, sin prisa. Luego se endereza lentamente, ladeando la cabeza para observarle desde arriba; parece una complaciente cortesana, una dama etérea e intocable, quizá el hada que con el simple relucir de su encanto es capaz de atrapar al incauto... todo a la vez. En esencia, es imposible desentrañarla. Entorna los ojos y acentúa la sonrisa, ladeando la cabeza con el vaivén de su asalvajado pelo rojo.

- Los héroes jamás admiten que lo son... o no son conscientes de cuándo llegará su momento - mientras él acaricia su vientre, terso, aterciopelado y libre de cualquier cicatriz visible, ella deposita las yemas de los dedos en su frente y empieza a descender, acariciando y delineando sus facciones, prosiguiendo por su cuello y deteniendo ambas manos en su pecho - Y... - arquea la espalda para apoyar su pecho en su vientre, reptando por él y deslizando su tacto bajo la camiseta, en una caricia suave, agradable y estimulante. Se queda con los labios a unos centímetros de los suyos, derramando la calidez de su aliento sobre ellos y un tenue aroma a fresas - Mis regalos son de oro y platino, caballero... no se los ofrezco a cualquiera - desliza sus labios por su piel hasta su oído, susurrando: - Tenedlo en cuenta...

Mordisquea de forma suave el lóbulo de su oreja, jugando con aquella mezcla de sutileza, dulce y traviesa al mismo tiempo, y usando el tacto y los sentidos como una especie de hechizo fácil de encantar, aunque no le encanta solo a él, sino a ella misma. Sus manos ascienden por su pecho mientras sus mordiscos bajan, esporádicos, por su cuello. No va a más; es como si esperase que él también respondiera al juego, enlazando con un nudo más fuerte la complicidad creada.

Por mucho que lo intenta sólo logra ver lo que ella quiere, y eso es más bien poco, cosa que por una parte le contraria y por otra le agrada. Mantiene la sonrisa, estremeciéndose de forma sutil ante las caricias de ella sin dejar de hacer lo propio con sus manos sobre la piel de ella, exhalando un sutil suspiro cuando su mano recorre de forma involuntaria, provocada por ella, el cuerpo de Daf, dándose cuenta de que esconde mucho más de lo que aparenta a simple vista, y no sólo físicamente. Sonríe ante su propio pensamiento, mordiéndose el labio suavemente cuando le muerde el oído y el cuello, pero no es de los de estarse quietos, y como si hubiese captado al instante la orden silenciosa de ella, sus manos prosiguen el viaje por su espalda, sus costados, su vientre y su pecho, rozandod e forma sutil y estimulante en lo que él se inclina un poco hacia delante y tiene acceso a su piel. Roza primero con su nariz el cuello de ella, arriba y abajo y de forma lenta, prosiguiendo después con un roce de sus labios:

- No... Esperaba menos, sabré valorarlo... Yo tampoco me entrego a cualquiera, al menos no de esta forma...- Susurra, comenzando a depositar suaves besos que alterna con mordiscos, ascendiendo hasta su barbilla y después hasta su oído, dónde lame y muerde el lóbulo de forma juguetona- Pero si yo soy el caballero, ¿ tú que eres, Daf... Serás...- La mano que acariciaba su vientre asciende hasta el pecho y acaricia suavemente uno de ellos- Mi princesa... Dejarás que te rescate de las fauces del dragón... O tal vez el caballero sea aún más peligroso que el dragón...?- Aumenta sutilmente la rapidez de sus caricias, volviendo a descender por su cuello a besos para acabar en sus labios, dónde la besa con cierta intensidad.
avatar
Edward Carnby
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 512
Fecha de inscripción : 17/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Dafnée Moreau el Mar Ago 04, 2009 5:48 pm

Su expresión continúa igual, con esos jades sombríos que ocultan muchas cosas, y la sonrisa que encierra aún más... pero su cuerpo si obra por cuenta propia ante sus caricias, estremeciéndose visiblemente, como si gozara de una sensibilidad impropia en él. Es algo más... cierra los ojos y ladea la cabeza para disfrutar al sentir su nariz, sus labios, y en última instancia su aliento sobre su piel. La respiración en ella se acelera, y la única prueba feaciente de ese hecho es la velocidad que alcanza su pecho al tomar aire. Por lo demás sigue siendo demasiado grácil y etérea. Acaricia sus hombros y arquea levemente la espalda, sonriendo de forma suave y cierto tinte divertido ante sus palabras, aunque aún no quiere abrir los ojos.

- ¿Princesa...? - susurra, para luego inclinar la cabeza con aire algo lánguido y rozar sus labios con los suyos, sin llegar a probarlos realmente; más bien se aleja un poco y toma su rostro con ambas manos, acariciándolo con los pulgares y los ríos ígneos que conforman su asalvajado cabello - He conocido a príncipes, magos, bestias disfrazadas y humildes campesinos... muchos han querido convertirme en su princesa - no alardea en absoluto, más bien su rostro se ensombrece de forma melancólica al explicar ese hecho - No puedo serlo... - su sonrisa vuelve a sus labios cuando, sentada a horcajadas sobre él, acaricia su cuello hasta su oído con su barbilla y sus labios, disfrutando de su olor natural - Esta noche, caballero, seré tu hada de los sueños...

Porque en su caso jamás podrá entregarse por mera lascivia. Ha conectado con él, siente su deseo como él debe sentir el de ella, y también... siente su soledad; el regalo que le ofrece es el del calor que nunca ha podido disfrutar de veras. Deja que él profundice su beso, en cierto modo sumisa, aunque de vez en cuando cambia las tornas de forma sutil. Entonces se aparta y pasa las yemas de los dedos por su rostro, como si lo desgranase poco a poco, para luego llevar sus dedos al nacimiento del top y empezar a desatarlo. Lentamente, sin prisa, alargando el momento... quizá alimentando un fuego cada vez más ardiente. Termina de desatarlo y la tela resbala por sus níveos hombros hasta su cintura, dejando lentamente a la vista las sensuales curvas que ocultaban.
avatar
Dafnée Moreau
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 18/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Edward Carnby el Mar Ago 04, 2009 6:08 pm

Se estremece ante cada una de sus caricias, cerrando los ojos y alzando levemente la cabeza para facilitarle el acceso, con la media sonrisa permanente en su rostro. Los abre cuando ella acaba de hablar, con unos ojos brillantes en los que late lo mismo que enella, tiene la sensación de que se está entregando y de que es algo más que el hecho en sí lo que lo hace tan intenso, aunque no logra definirlo del todo, tal vez sea la ausencia de soledad ahora mismo, el estar conectado con alguien a quien considera semejante, o quién sabe...

La observa deshacerse del top y quedar desnuda de cintura para arriba, mezclando dulzura y satisfacción en su mirada siempre mezcladas con el toque de deseo. Se inclina de nuevo y en un movimiento lento se quita la chaqueta de cuer, quedándose con los tirantes únicamente y comenzando a besar su cuello y sus hombros, pero esta vez descendiendo más allá y comenzando a estimular con sus labios y sus manos, parándose de vez en cuando para dejar que disfrute de las sensaciones que provoca y recibe y así hablar, le gusta demasiado la situaicón como para estar simplemente callado:

- Dejémoslo en mi hada... Los sueños luego se desvancen... Tú, no...- Dice simplemente, continuando con ese particular masaje durante varios segundos antes de posar las manos en la cintura de ella y seguir echándose hacia delante. Parece que vaya a quedar boca arriba, pero coloca una de sus manos en la zona lumbar y la empuja ligeramente hacia arriba, de forma que él queda sentado y ella suspendida en el aire, arqueada, momento que aprovecha para regar con besos y mordiscos la piel que va desde el pecho hasta su vientre, ascendiendo de nuevo hasta sus labios y besándolos unoss egundos antes de volverla a sentar sobre él y quitarse la camiseta de un movimiento suave, dejando a la vista varicas cicatrices adornando su pecho y espalda.
avatar
Edward Carnby
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 512
Fecha de inscripción : 17/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Dafnée Moreau el Mar Ago 04, 2009 7:10 pm

Se limita a seguir abrazando sus hombros y estremecer la piel de él con suaves y sutiles caricias, propinadas en su cuello y su pecho, sobre la tela. Tampoco le interrumpe mientras él observa con deseo su cuerpo, sino que continúa sonriendo, dulce y enigmática; el pudor no es para ella una molestia y, sin embargo, le da una curiosa importancia al acto, como si compartiera algo más con él que mera desnudez física. Ladea la cabeza y cierra de nuevo los ojos, disfrutando de sus caricias con una medio sonrisa indescifrable, en respuesta a sus palabras.

- Eso no puedes saberlo... - susurra simplemente, lánguida, dando la impresión de que cada vez le cuesta más hablar de forma fluída. Y así es cuando él empieza a estimular su cuerpo, prodigando con besos aquel torso de montañas nevadas. Arquea la espalda abrazándose a él y enredando ambas manos en su cabello, empezando a jadear suavemente y dejándole hacer. Tan solo se limita a tentativas para avivar su fuego, con caricias, movimientos o susurros, y aquello muestra su naturaleza en esencia complaciente. No domina, se entrega, aunque de ese modo se ha granjeado legiones de almas que suspiran por estar a sus pies sin que ella se haya dado cuenta. Se remueve fruto del temblor que él ocasiona en su cuerpo, arrugando la frente y esclavizándose con las sensaciones. Acaricia su nuca cuando besa su vientre y entonces vuelve a sonreír. Casi parece adormecida, cuando sus dedos dibujan sin prisa las cicatrices que ahora quedan a la vista, como una niña curiosa - Una por cada batalla... - se queda allí, respirando de forma entrecortada pero sigilosa, hasta que con un nuevo rictus suave, sensual y juguetón se incorpora como una hoja mecida por un viento leve, mirándole a los ojos y gateando para situarse tras él, sin mudar sus ademanes parsimoniosos. Se queda tras él, de rodillas, pegando su pecho a su espalda y reptando sus manos por su pecho en un masaje balsámico; y ladea la cabeza mientras lo hace, para susurrar en su oído: - Debes de haber luchado contra muchos dragones en tu vida, caballero... tu cuerpo ensalza tu leyenda - entorna los ojos y se endereza para besar y mordisquear su cuello, cubriéndole con el manto ígneo de su pelo - El hada no teme tu fuerza... la venera.

De algún modo su voz suena extraña, como un hechizo velado, y a la vez dulce y cálida. Sigue sus caricias por su cuello mientras sus manos prosiguen, descendiendo ahora por su vientre, introduciendo los dedos de forma traviesa por su pantalón apenas unos centímetros y quedándose ahí. Ahora sus movimientos pasan a ser otra cosa, a despertarle el fuego de la pasión, tanteando para que él se rinda lentamente a su roce.
avatar
Dafnée Moreau
Estudiante del Siete Encinas
Estudiante del Siete Encinas

Cantidad de envíos : 234
Fecha de inscripción : 18/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Tara Mayfair el Mar Ago 04, 2009 7:15 pm

Gabriel "Leir" Dawson escribió:
Spoiler:
Por cada vez que Tara gemía sin poder evitarlo, ahogados sus suspiros por la mordaza, Leirbag la arremetía con fuerza, poseyéndola hasta lo más hondo, haciédola suya con cirta violencia. Un castigo dolorso y placentero por igual, casi desbordante.

No tardó en darse cuenta de que Tara gemía a drede, que era su forma de pedirle más, y aquello a Leirbag le hizo arder soberanamente. Echado sobre ella, le apartó el negro pelo del oído, y le habló con su voz oscura y susurrante.

- Hmm... Creo que una mordaza de este estilo... - dijo desatándosela y liberando su boca - ... no va a ser suficiente. Probaré... otra cosa... y tú no me dirás que no, ¿verdad? No... un buen esclavo siempre quiere... contentar a su amo... concédeme el deseo, hadita lujuriosa, déjame ver... lo que sabes hacer... y quizá... te recompense...

Se colocó él tumbdo bocarriba, cogiendo a Tara por la cintura, poniéndola sobre su cuerpo, aún con las manos atadas. La cogió por el pelo, con firmeza pero siempre teniendo en cuenta ue no quería incomodarla o hacerle daño, y comenzó a guiarla desde su pecho hacia abajo, cada vez más y más abajo...

Spoiler:
Con aquellas embestidas violentas había estado a punto de acariciar de nuevo las puertas del cielo, pero la deja a las puertas, susurrando ne nuevo con aquella voz que la estremece y le hace temblar, en esos momentos pondría las manos sobre hierro ardiendo si el se lo pidiera.

Se deja colocar sobre él con docilidad y guiada por la firmeza de sus manos comienza a descender a base de besos por su cuerpo hasta llegar hasta su fuente de vida, la cual atrapa entre sus labios y comienza a acariciar con ellos y con su legua ya que sus manos permanecen atadas y por ello no puede utilizarlas.

En esos momentos su unico deseo es él de darle placer a su amo, llevarle al paraiso al que sus caricias le habian llevado, esforzandose y entregandose en cada caricia, esperando que le sean placenteras las caricias que le esta otorgando.
avatar
Tara Mayfair
Estudiante del St. Mary
Estudiante del St. Mary

Cantidad de envíos : 222
Fecha de inscripción : 09/07/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mansión Abandonada

Mensaje  Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.